Bocas Balí Panamá es el resort con la primera playa “aérea” del mundo

Bocas-Bali-Panama

Con una isla privada en el mar Caribe, dieciséis lujosas villas sobre el agua, una piscina de 21 metros, un spa, una oferta gastronómica única y una filosofía de sostenibilidad impecable, Bocas Balí Panamá parecía que ya lo tenía todo, pero al parecer le falta una cosa: Una playa

Recientemente el resort solo para adultos, ubicado en la provincia de Bocas del Toro en panamá reveló lo que su propietario Dan Behm llama la primera playa aérea del mundo. Nombrada Kupu-Kupu, que en indonesio significa mariposa, tiene aproximadamente 27 metros de largo y 6 metros de ancho y representa una oferta única.

¿Cómo es la primera playa aérea del mundo?

Tal como señala Behm, desde un inicio la isla privada en la que se encuentra el resort Bocas Balí lo ha tenido todo pero carecía de una playa con arena blanca, por lo que siempre tuvo en mente la idea de construir una que pareciera parte de la propia isla y no implicara un impacto negativo para los manglares, corales o la vida marina circundante.

Fue así que surgió Kupu-Kupu, una playa construida sobre pilotes sobre el agua. La construcción permite que seguido de un paseo marítimo de madera de 3 metros, la playa se extienda fuera de la isla y penetre las azules aguas del mar.

Cuenta con arena blanca, palmeras, camastros y un bar ubicado frente a unas escaleras con azulejos de cuarzo verde que dan acceso a las aguas, donde los huéspedes pueden practicas deportes acuáticos no motorizados como snorkel y kayak. Si bien este no es el primer resort con una playa artificial, de acuerdo con su propietario sí es el primero y el único en el mundo con una playa “aérea” construida sobre pilotes sobre el agua.

Bocas Balí Panamá y su filosofía sostenible

Además de sus estándares lujosos este resort se ha caracterizado por llevar una envidiable apuesta sostenible como el uso exclusivo de energía solar o sus cuencas de captación para almacenar hasta 100 mil galones de agua de lluvia. Esta misma filosofía fue seguida para el desarrollo de su playa flotante.

Para llevara a cabo este proyecto debieron ser realmente creativos y cuidadosos, no se podía construir la playa directamente sobre el agua porque habrían dañado los corales y manglares. En cuanto a la arena, Behm asegura es de origen local y fácil de mantener.

Además, las palmeras están plantadas en barriles llenos de tierra, integrados en la estructura para que den ese toque caribeño pero sin que interfieran con el entorno natural. Realmente una maravilla de la ingeniería que se siente como una extensión de la isla. Para más detalles sobre Bocas Balí Panamá visita el sitio oficial bocasbali.com

Pixel Pixel