Desafiante, auténtica, atrevida y evolutiva, así es la colección Code 11.59 by Audemars Piguet

Code

Así como “imposible” fue el término con el que más se asoció a la colección Code 11.59 by Audemars Piguet cuando ésta era solamente el nuevo proyecto de Audemars Piguet; hoy, “sorprendente” parece ser el calificativo que mejor le queda.

Y es que con esta nueva familia de relojes, la firma independiente sigue ampliando los límites de la tradición y desafiando los convencionalismos.

La colección Code 11.59 by Audemars Piguet

Luego de siete años de investigación, repasando su historia para diseñar su futuro, Audemars Piguet, una de las pocas casas relojeras todavía independientes, presenta esta nueva colección que simboliza su código genético y agiganta su legado.

Cada letra del nombre Code 11.59 by Audemars Piguet refiere a alguna de las principales características que dan identidad a la Maison:

Luego del Royal Oak, (que rompió esquemas al innovar con acero inoxidable, en una época en la que sólo el oro se percibía como alta gama), Audemars Piguet, una de las pocas casas relojeras todavía independientes, presenta esta nueva colección que le llevó siete años de una profunda investigación, repasando su historia, para diseñar su futuro con una colección que, sin duda, simboliza su código genético y agiganta su legado.

Cada letra del nombre de la colección Code 11.59 by Audemars Piguet refiere a alguna de las principales características que dan identidad a la Maison:

  • “C” (por “Challenge”), reconoce la forma en que Audemars Piguet desafía todas las reglas para redefinir el tiempo.
  • “O”, por “Own” (propio), alude a su legado y orgullo por ser la manufactura independiente más antigua.
  • “D” es la inicial de “Dare” (atreverse), que reconoce cómo la manufactura suiza se atreve a ir contra los convencionalismos y tendencias para dar vida a algo nuevo.
  • “E” de “Evolve” (evolucionar) simboliza su espíritu de reinvención.

En cuanto a los números, son una alegoría que se enfoca en el último minuto del día, como el umbral hacia un nuevo despertar, un nuevo comienzo.

Code 11.59 by Audemars Piguet se presentó el año pasado con trece referencias, todas al mismo tiempo, incluidas cinco nuevas complicaciones y seis calibres de última generación que representan uno de los más importantes lanzamientos de la casa relojera, aunque se han ido develando nuevos lanzamientos.

Principales innovaciones

Éste es el mayor lanzamiento de Audemars Piguet en los últimos 25 años que incluye relojes con funciones esenciales, cronógrafos y grandes complicaciones como la sonería, el calendario perpetuo y el tourbillon.

Asimismo, se reconocen importantes innovaciones en cuatro categorías específicas: la caja, el cristal, la esfera y el movimiento.

La caja

Las cajas de los relojes de esta firma siempre se han distinguido del resto y la reciente colección no podía ser la excepción.

Code 11.59 by Audemars Piguet reinventó la arquitectura de la caja con sus formas geométricas yuxtapuestas que fusionan la silueta del octágono (un éxito en el Royal Oak) con el círculo, que termina dominando la vista e infundiendo un estilo clásico a la colección.

Todas las cajas miden 41 mm de diámetro y cuando se les ve de lado, se nota la mayor cantidad posible de acabados: satinado, pulido, etcétera.

El cristal

Por otro lado, está el cristal de zafiro que infunde también gran personalidad a las piezas de esta colección.

Un desafío interesante fue lograr una doble curvatura, en los dos lados, lo que permite la máxima legibilidad.

La esfera

Una de las grandes innovaciones de la esfera recae en el logo que se colocó a presión, a diferencia de la mayoría de los relojes donde se encuentran impresos. Nunca se había hecho algo así y la idea justamente era lograr un producto casi imposible de copiar, comentaba en una enrevista con Forbes François-Henry Bennahmias, CEO de la marca.

Asimismo, los números e índices están aplicados en la esfera y curvados para dar la impresión de ergonomía, explicó.

Movimiento

Los relojes de la colección Code 11.59 de Audemars Piguet presentan seis calibres de última generación (todos manufacturados in house):

  • Calibre 4401, que ha sido dotado de una indicación de fecha de salto instantáneo, de un cronógrafo integrado con rueda de pilares vertical y de la función flyback.
  • Calibre 2950, es la primera vez para la firma que un movimiento de cuerda automática posee un rotor central y un tourbillon volante.
  • Calibre 4302, equipado con una masa oscilante personalizada de oro de 22 quilates.
  • Calibre 2948, los puentes y la platina, oscuros y calados, revelan la maestría del movimiento tourbillon esqueletizado y dejan ver componentes normalmente ocultos.
  • Calibre 5134, su calendario perpetuo ajusta de forma automática los meses cortos y añade un día a febrero en los años bisiestos.
  • Calibre 2953, este calibre Repetición de Minutos Supersoneria está dotado de un rendimiento acústico excepcional, gracias a sus gongos patentados.

Actualmente, la colección Code 11.59 by Audemars Piguet involucra ocho estilos diferentes de guardatiempos, desde el sobrio Cronógrafo Automático, hasta el brillante Grande Sonnerie Carillon Supersonnerie:

  • Cronógrafo automático

Tiene una caja bicolor con una fusión de oro blanco y rosa de 18 quilates que se complementa con una esfera “rayos de sol” y contadores de cronógrafo lacados en gris. La pulsera de piel de aligátor gris pone la guinda al conjunto.

  • Calendario Perpetuo

Luce una esfera de aventurina azul y subesferas que evocan un cielo estrellado, así como una caja de oro rosa de 18 quilates.

  • Tourbillon esqueletizado

Su caja de oro rosa de 18 quilates realza la maestría y el efecto tridimensional de la estructura esqueletizada oscura de este movimiento único de cuerda manual.

  • Repetición de minutos Supersonería

Goza del rendimiento acústico excepcional de la tecnología de sonería patentada y lanzada en 2016.

  • Tourbillon Volante Automático

Presenta una esfera de oro cubierta de esmalte “Grand Feu”azul ahumado, cuya composición orgánica y producción artesanal lo convierten en una pieza única.

  • Grande Sonnerie Carrillon Supersonnerie

Adornados con esferas esmaltadas en exclusiva por Anita Porchet, estos cinco relojes complicados, fusionan el saber hacer tradicional y tecnología de vanguardia, arte y artesanía.

  • Tourbillon Volante Cronógrafo Automático

El diseño arquitectónico de su esfera en tonos azules, grises y negros aporta profundidad y elegancia a la caja de oro blanco de 18 quilates.

El lanzamiento más reciente

El lanzamiento más reciente de la colección es un Tourbillon Volante Cronógrafo Automático con el que la Maison rompe esquemas a pesar de tener una larga tradición en la manufactura de relojes de pulsera con tourbillon.

Conjuga el tourbillon volante de alta gama y el intrincado diseño de un moderno cronógrafo flyback deportivo, en una misma pieza que, además, incorpora una esfera esqueletizada, donde se perciben las exquisitas técnicas de acabado de la compañía.

Para hacerlo más exclusivo, Audemars Piguet fabricará solamente 50 piezas como parte de una edición limitada que exalta el sello artesanal de la casa.

Pixel