El avión espacial hipersónico que te llevará de NY a Londres en una hora

Compartir

Para la mayoría de los neoyorquinos, ir a Los Hamptons en menos de tres horas es una hazaña encomiable, pero ¿qué harías si pudieras ir a Londres en sólo un tercio de ese tiempo? UK Space Agency recientemente reveló planes para un avión espacial de alta tecnología que es capaz de cruzar el estanque a la velocidad del rayo y estaría en los cielos en 2030.

El martes, el CEO de UK Space Agency, Graham Turnocl, anunció que el Reino Unido podría trabajar más de cerca con Australia en un acuerdo para el «primer puente espacial del mundo» que se enfocaría en entregar un avión -o cohete, en realidad- que llevara a los pasajeros de continente a continente en tan sólo cuatro horas. Mientras que los vuelos de Londres a la Gran Manzana en tan sólo 60 minutos, de acuerdo a reportes.

aviones-hipersónicos
Foto: Reaction Engines

Todo es cortesía de la nueva nave hipersónica SABRE (por sus siglas en inglés Synergetic Air-Breathing Rocket Engine), misma que los científicos de Reaction Engines han desarrollado recientemente. Impulsada por una combinación de hidrógeno y oxígeno, SABRE es capaz de potenciar un avión a una velocidad de 5,4 Mach (más de seis mil km/h) -que es apróximadamente cinco veces la velocidad del sonido- o hasta 25 Mach (más de 30 mil km/h) al volar en el espacio. Supuestamente, es supuestamente más verde y barato que los viajes aéreos actuales.

Uno de los retos del vuelo hipersónico es el de asegurar que el motor pueda soportar el calor -viajar a esa velocidad puede causar que el motor se derrita-, pero SABRE enfría el aire entrante con pequeños tubos de helio súper enfriado, y luego utiliza ese calor capturado para alimentar el motor.

aviones-hipersónicos
Foto: Reaction Engines

«Nuestro pre-cooler toma el aire que llega a mil grados centigrados y lo enfría hasta cero en una vigésima de segundo» dijo Shaun Driscoll de Reaction Engines.

Esto no se quedará en charlas. En abril, la firma con sede en Oxfordshire anunció pruebas exitosas de un preenfriador, simulando condiciones en velocidad Mach 3.3, que es 50 por ciento más rápido que el turborreactor supersónico Concorde, que viajó entre Nueva York y París en 3.5 horas, pero terminó en 2003 después de un accidente catastrófico en el que murieron 109 personas. También está a la par con el Lockheed SR-71 Blackbird, el avión a reacción más rápido jamás fabricado.

Reaction Engines continuarán probando piezas, con vuelos de prueba programados para comenzar a mediados de 2020 y vuelos comerciales programados para la década de 2030. El gobierno ya ha invertido 60 millones de libras (alrededor de 74 millones de dólares) en SABRE, que ha sido igualado por Rolls Royce, BAE Systems y Boeing.

Nota publicada previamente en Robb Report por Rachel Cormack.