Montblanc Star Legacy Nicolas Rieussec, el homenaje a los 200 años del primer cronógrafo entintado

Ninguna marca celebra a los grandes personajes de la historia y sus creaciones como lo hace Montblanc y su nuevo cronógrafo Montblanc Star Legacy Nicolas Rieussec edición limitada.

El cronógrafo que marcó un hito en la historia de la relojería surgió en 1821, cuando el francés Nicolas Rieussec, reconocido como el sexto relojero real del rey de Francia, presentó en la Academia de las Ciencias en París un reloj que utilizaba un plumín fijo que dejaba una marca de tinta negra en los dos contadores giratorios cuando un caballo cruzaba la línea de meta.

Montblanc Star Legacy Nicoles Rieussec
Montblanc Star Legacy Nicolas Rieussec

Su nuevo invento fue también la primera vez en la que un reloj fue bautizado como cronógrafo, derivado de ‘chronos’ y ‘graphein’ que significa ‘tiempo y ‘escribir’.

Montblanc Star Legacy Nicolas Rieussec, la reinvención de un clásico

Esta edición limitada a solo 200 piezas rinde tributo hasta el más mínimo detalle al creado por Rieussec hace 200 años, eso incluye las mismas funciones y los tonos dorados del modelo original.

La complejidad de esta pieza inicia desde la esfera con seis partes distintas que crean un efecto tridimensional. La base de la esfera se ha decorado con un guilloché tradicional con el motivo ‘grain d’orge’.

Igual que el emblemático diseño del cronógrafo de 1821, dos discos giratorios en tono dorado y forma abombada en la parte inferior de la esfera incluyen un contador de 60 segundos en la izquierda y otro de 30 minutos en la derecha. La aguja doble es de color azul y está en el centro y por arriba de ambos discos, muy similar al anterior sistema con el que se usaba tinta para medir el tiempo.

A las 12 se ubica un círculo abombado y lacado en blanco, ahí se encuentran las horas y lo minutos con números romanos. La pieza se complementa con un acabado dorado con efecto de rayos de sol en el centro.

Montblanc Star Legacy Nicolas Rieussec

El segundo uso horario se señala con una aguja troquelada y rodiada, por su parte a las 9 se muestra un indicador de día y noche.

Un homenaje al creador de esta magnifica e histórica pieza se añadió en la parte exterior de la esfera, en un anillo con las inscripciones ‘Nicolas Rieussec’ y ‘Homage 200 ans’, rodeado de un refinado guilloché ‘filet sauté’.

La mecánica al interior de esta obra

La forma y los acabados del Montblanc Star Legacy Nicolas Rieussec son visibles en el fondo de la caja de cristal de zafiro. El reloj monopulsado automático cuenta con una rueda de pilares, embrague de disco vertical, barriletes dobles y una reserva de marcha de 72 horas.

 Montblanc Star Legacy Nicolas Rieussec

Los puentes cuentan con rayas ‘Côtes de Genève’, con bordes biselados y pulidos que se complementan con rubíes rojos, tornillos azules y ruedas con revestimiento de oro.

El cronógrafo tiene un caja redonda de 44.8 mm con forma de piedra de rio en acero inoxidable pulido y un cristal de zafiro abombado en la esfera tridimensional, para completar la elegancia la correa es de piel de caimán marrón a juego con el resto del diseño.

Pixel Pixel