Mido presenta cinco relojes para los que pasan el tiempo viajando

Mido

Inspirados en las grandes urbes o con herramientas especializadas para la navegación, los nuevos relojes de Mido son ideales para quienes aman viajar.

La Maison retomó y refrescó algunos de los modelos más icónicos de su historia para renovar a su portafolio y acompañar a los viajeros de las nuevas generaciones en sus aventuras.

Mido hace una inmersión a los sesentas

Los aficionados al buceo sabrán de qué hablamos, cuando hablamos del proceso de descomprensión. Algo, simplemente, vital en esta práctica, para lo cual, se han venido desarrollando diferentes innovaciones desde la relojería.

Mido

Una de estas soluciones, que sorprendió en la década de los sesenta, fue la presentada por Mido en el “Ocean Star Skin Diver Watch” que exhibía, en la carátula, los tiempos de descompresión a 6 metros de la superficie y los destacaba por colores: amarillo para 25 a 29 metros; verde 30 a 34 m; rosa 35 a 39 m y azul 40 a 44 metros.

Esta cromática hacía que la lectura se ejecutara de manera sencilla y, al colocar la manecilla de minutos a las 12 en punto, permitía ver la información en la tabla durante el buceo.

Hoy, aunque con herramientas especializadas mucho más vanguardistas, Mido trae a la actualidad el encanto vintage de aquel reloj con el nuevo “Ocean Star Decompression Timer 1961”, limitado a 1961 piezas en referencia al año de lanzamiento del guardatiempos original.

Esta nueva versión presenta caja pulida de 40.5 mm; bisel giratorio con temporizador de cuenta regresiva y una tabla de colores debajo de un cristal de zafiro estilo “Glassbox” como se estilaba en el pasado.

El Ocean Star Decompression Timer 1961 de Mido es resistente al agua hasta una presión de 200 metros y está impulsado por el Calibre 80, que ofrece una reserva de marcha de hasta 80 horas.

La parte posterior de su caja de acero inoxidable está adornada con una estrella de mar grabada junto al número de serie de esta edición limitada.

Super-LumiNova adorna las manecillas de hora y minutos con corte de diamante, así como los índices pulidos, para una visibilidad perfecta bajo el agua.

Cada modelo viene con tres opciones de correas fácilmente intercambiables, ya sea de acero pulido trenzado, piel genuina de becerro negro y cuero con un revestimiento sintético negro y costuras amarillas.

Aliado de los navegantes

Los relojes que indican la hora simultánea para dos o más husos horarios son verdaderamente funcionales para personas asiduas a viajar, como evidentemente lo es un conquistador de los mares.

Mido

Para todos estos navegantes Mido está enriqueciendo su colección Ocean Star con una versión equipada con la práctica función GMT (de Greenwich Mean Time) que incorpora la indicación de un segundo huso horario en su esfera.

Para que sea más fácil de leer, se han diferenciado las manecillas según su función. Además de las de hora, minutos y segundos, una manecilla azul barnizada adicional de 24 horas indica el tiempo en una segunda zona horaria señalando el círculo de hora en la pestaña del dial.

Su pantalla intuitiva coloca las horas diurnas contra un fondo azul y las horas nocturnas contra un fondo negro; mientras que el Super-LumiNova blanco en cada una de las manecillas e índices permite la lectura incluso en la oscuridad.

Asimismo, el “Ocean Star GMT de Mido” cuenta con un fechador colocado a las 3 en punto y está equipado con el Calibre 80, que ofrece una reserva de marcha de hasta 80 horas.

Su bisel giratorio unidireccional en cerámica azul permite al usuario rastrear el tiempo transcurrido, ya sea el periodo anterior a la próxima expedición o el que pasó bajo el agua.

La estría en el bisel hace que sea más fácil de operar, mientras que la cerámica extremadamente dura es sumamente resistente al desgaste.

Con caja hecha de acero inoxidable, este guardatiempo incorpora un cristal de zafiro con un tratamiento anti reflejante en ambos lados, mientras que su correa de tela azul garantiza un uso cómodo e igualmente resistente.

Mido

El Ocean Star GMT también está disponible en una versión con brazalete de acero e indicaciones GMT de color naranja, y en una versión de PVD de acero de dos tonos y oro rosa.

Manufactura suiza, inspiración australiana

La colección Multifort de Mido se inspira en la arquitectura del famoso “Sydney Harbour Bridge”, el puente de arco de acero más grande del mundo (no así el más largo) que atraviesa la bahía y conecta el centro financiero de la ciudad con la costa norte.

Ambas obras surgidas en 1930 y ofrecen la combinación perfecta de estilo y sustancia, función y estética con un diseño resistente y perdurable en el tiempo.

Asimismo, las características barras de Ginebra del Multifort en el dial recuerdan los cables de suspensión en el puente australiano.

Después de 85 años de producción de esta robusta y longeva colección, Mido revela la que es, quizá, la versión más intensa y sofisticada: “Multifort Mechanical Skeleton”, una edición limitada a solo 999 piezas numeradas.

El reloj presenta una caja de titanio de alta tecnología con un tratamiento PVD negro y un diámetro de 44 mm. Su ausencia de carátula permite ver un movimiento esqueletizado con una llamativa placa negra decorada con barras de Ginebra, en un claro guiño al ADN de la colección. 

Mido

Las manecillas de hora y minutos de tres facetas adornadas con Super-LumiNova blanco se destacan contra el lienzo del movimiento, al igual que un pequeño segundero con corte de diamante a las 6 en punto. La pestaña muestra el círculo horario en blanco sobre un fondo negro.

El broche final que contribuye a la belleza cautivadora de esta creación es un cristal de zafiro con un tratamiento anti reflejante en ambos lados para una legibilidad óptima.

Reinventando la Torre Eiffel

A lo largo de seis décadas, Mido ha rendido tributo a uno de lo iconos arquitectónicos más globales y anacrónicos: la Torre Eiffel, a través de la colección Commander que también presenta novedades en su portafolio para este verano.

Tal es el caso del «Commander Gradient», cuyas líneas trazan de manera sutil referencias a la silueta inimitable del atractivo parisino.

Su caja, con acabado satinado, resaltada por un bisel delgado, mientras que su forma redonda hace eco de los arcos del monumento, al mismo tiempo que los índices y las manecillas rectangulares, con barras de metal pulido, recuerdan el enrejado de hierro de la torre.

La carátula transparente del Commander Gradient sumerge el ojo en la mecánica de la relojería y muestra los engranajes que rinden tributo a un movimiento excepcional: el  Calibre 80, que ofrece una reserva de marcha de hasta 80 horas.

Los indicadores son claramente visibles incluso por la noche, los índices de hora pulidos y las manecillas de hora y minutos con corte de diamante están adornadas con Super-LumiNova naranja.

El segundero está barnizado en este mismo color característico de Mido, y se destaca instantáneamente contra el fondo ahumado de la carátula. Un cristal de zafiro facetado y abovedado mejora aún más la legibilidad.

Mido ha vestido el Commander Gradient en negro profundo con acabados y texturas contrastantes: un bisel pulido y una caja con acabado satinado, ambos hechos de acero tratado con PVD negro, y una correa de tela negra con pespuntes naranjas y un broche desplegable.

Mido también presenta otras tres versiones del Commander Gradient: en PVD de acero o negro con un brazalete de metal, o en PVD de acero y color rosa dorado con una correa de cuero.

El atrevido Commander Blue Shade de Mido

Otra versión atrevida de una colección que se ha vuelto un clásico para Mido, es el «Commander Blue Shade» que revela una carátula única que ofrece un efecto degradado satinado con rayos de sol ahumado en dos tonos, negro y azul, para una apariencia cautivadora.

Mido

En un guiño a los puntales de la Torre Eiffel, los índices se aplican, se pulen y se recubren con barniz negro.

Para facilitar la legibilidad, aún por la noche, la carátula pulida presenta doce puntos de Super-LumiNova, que también adorna las manecillas planas de hora y minutos con corte de diamante, mientras que una abertura a las 3 en punto indica el día y la fecha.

Este audaz modelo está completamente tratado en PVD negro por primera vez, y tiene un brazalete en acero satinado con el mismo acabado, que rodea de sofisticación la muñeca de quien lo porta.

Debajo de este exterior retro reside un movimiento automático de última generación: el Calibre 80, que ofrece precisión y hasta 80 horas de reserva de marcha.

En homenaje al estilo vintage del legendario Commander original, esta sorprendente creación en tonos misteriosos atraerá a los audaces entusiastas de los relojes antiguos y atemporales.

En 1959, Mido lanzó su primer Commander y hoy lo mantiene vigente con esta incorporación que presenta una caja redonda de acero arenado con tratamiento PVD negro, con líneas puras y refinadas que ofrecen una amplia apertura en la carátula. Una caja elegante que está protegida por un cristal acrílico estampado con el logotipo de Mido en el centro. Con un diámetro de 37 mm.

Existen otras dos versiones del Commander Shade: en acero con una carátula negra y plateada, o en PVD de oro rosa con una carátula gris topo y plateada gradada.

Pixel