W Punta de Mita, lujo al natural con una esencia muy mexicana

Desde que tu llegada te sientes cobijado por la naturaleza y sin importar a donde dirijas la mirada, todo es verde y lleno de vida, sólo basta con entrar a tu habitación para notar que la fusión perfecta entre el lujo, el ambiente vibrante del Pacífico Mexicano y la naturaleza cobra vida en W Punta de Mita.

W Punta de Mita
Fotos: W Punta de Mita

México lindo, querido y presente en los detalles de W Punta de Mita

Panchito, una estatua Huichol de casi tres metros, es el primer detalle, pero no el último, que homenajea nuestra cultura. Una vez que llegues al Welcome Desk encontrarás referencias como el tradicional papel picado de Día de Muertos, luchadores y personajes históricos muy modernos, aunque eso sí, vas a tener que pasar más de una vez para notar estos detalles porque lo que robará de inmediato tu atención será el ‘Camino Huichol’.

W Punta de Mita
Fotos: W Punta de Mita

Con 150 metros de largo y más de 150 mil piezas de mosaico, el ‘Camino Huichol’ es el eje central de W Punta de Mita. Sus colores azul y amarillo forman figuras como el coyote, ojo de Dios y venado azul que representan la vida Huichol y su ascenso espiritual, y sin duda, recorrerlo por completo para disfrutar de su vista privilegiada del océano es casi como subir al paraíso, aún más durante la puesta del sol.

La propiedad se compone de 119 villas, todas con el toque mexicano contemporáneo característico del hotel y respetando las características y naturaleza de la zona. Las Ocean View Escape, inspiradas en casitas de pescadores antiguas, están agrupadas sobre un lago que es alimentado de manera natural por veneros y tiene la altura exacta para que desde su terraza al aire libre te deleites con postales del océano.

Si buscas algo más privado y en donde seas uno con la naturaleza, Jungles Escape, como su nombre lo dice, ofrece una estadía de lujo en medio de la jungla. Finalmente, la Extreme WOW Suite con más de 400 metros cuadrados tiene su propia alberca privada, piezas de arte y murales de Sofia Lunz y Nacho Bernal.

Para deleitarle el paladar, el hotel ofrece 4 opciones: Mesa1, un restaurante exclusivo, tanto, que accedes a él por medio de un pasaje de piedras que emerge del agua que te lleva a una isla privada al costado del lago, presenta un menú personalizado.

Spice Market, por otro lado, está inspirado en la cocina del chef Jean-Georges Vongerichten y presenta platos pan-asiático; mientras que Chevicheria, ubicado en la playa al interior de una Chevrolet 3800, tiene una selección de mariscos frescos en donde incluso puedes tomar una clase para hacer ceviche; Venazu, con un menú auténtico de la gastronomía mexicana y Salero que al pie de la playa ofrece platillos con un delicioso sabor ahumado, complementan las opciones.

La relajación está a cargo de dos albercas, una familiar al costado del Camino Huichol y WET Deck que es exclusivamente para adultos y perfecta para tomarte cientos de fotos. No hay hotel sin un buen spa y AWAY Spa está listo que te dejes consentir con un masaje, meditación guiada o para que la hidroterapia destense todos tus músculos.

Brindando una experiencia inigualable desde tu llegada, W Punta de Mita se ha ganado el título del sitio en donde el lujo convive en armonía con el ambiente y espacio que lo rodea para que tú solo te preocupes por disfrutar de unas de las playas más codiciadas del mundo. Puedes conocer más del hotel aquí.

Pixel Pixel