Six Senses Shaharut tiene todo el lujo que el desierto de Israel necesita

¿Te imaginas descansar en medio del desierto de Neveg en Israel? ¿disfrutar de las montañas rojas de Jordania al este o los atardeceres rojos y las noches estrelladas’, pues a una hora del Mar Muerto se ubica el nuevo Six Senses Shaharut, el nuevo y lujoso oasis que necesitas agregar a tu lista de destinos.

El diseño de este paraíso está creado para estar en armonía con la naturaleza, por lo que apenas y se pueden notar las estructuras hechas por el hombre incluso cuando estás en el resort, además, ofrece una versión moderna de las estructuras de la comunidad nabatea seminómada que alguna vez habitó Neveg, sin olvidar que al haber sido construido sobre una colina no hay nada que pueda bloquear la vista de 360 grados.

A pesar de que este complejo no es el primero en el norte de Israel, su objetivo es convertirse en un hotel cinco estrellas que pueda incluso competir con los que se encuentran en Marruecos o los Emiratos.

Video Recomendado

Con 60 suites y villas con piscina, la propiedad de 186 mil metros ha sido elaborada con piedra natural, madera, cobre y teca recuperada, mientras que artistas, ceramistas y tejedores ayudaron a crear los interiores que evocan la antigua Ruta del Incienso de la zona. El hotel ofrece refrigerios de cortesía, chimeneas, artículos para hacer yoga, productos de baño hechos a medida con leche local de camello y cabra, aceite de oliva y flores del desierto.

Como no podía faltar la parte culinaria, los artesanos elaboran cervezas, ginebras y vinos israelíes y otros productos hechos por los queseros y agricultores del kibutz. En el restaurante principal destaca la comida israelí moderna con productos orgánicos de temporada, mientras que una experiencia interactiva te hará probar la barbacoa al estilo nómada.

Six Senses Shaharut

Sus amenidades incluyen caminatas guiadas, paseos en bicicleta eléctrica, sesiones de astronomía y visitas a un kibbutz orgánico, así como excursiones al Mar Muerto, Mar Rojo o Petra, sin olvidar que el complejo tiene su propio establo de camellos que los huéspedes pueden visitar para alimentarlos o dar una caminata con ellos.

Six Senses Shaharut es accesible en helicóptero desde Jerusalén o Tel Aviv, o en automóvil de Eilat y su apertura está programada para el 1 de junio de este año.

Pixel Pixel