NAOE, sushi al día

Un espacio minimalista, un tanto oscuro, pero con luz proveniente de la cocina abierta: así es el lugar en donde reside el secreto mejor guardado de Miami, NAOE (naoemiami.com), un restaurante que ofrece la esencia más pura de Japón en cada una de sus noches durante las cenas únicas por noche que sirve a sus comensales.

Ubicado en Brickell Key, en un punto de lujo y exclusividad en el centro de la ciudad, el restaurante fue creado y es dirigido por el chef asiático Kevin Cory, quien desde los 19 años comenzó a formarse con las enseñanzas de su maestro, el chef Nobuo Kase. Cuando estos se vieron forzados a separarse, el joven continuó su camino dentro de la cocina hasta que la llevó consigo al otro extremo de su mundo natal, al continente americano.

Kevin se crió en la pequeña ciudad de Oono, en la cuna de una familia productora de shoyu, la salsa de soya de mayor calidad y sabor alrededor del mundo. Hoy en día, el shoyu es la base en cada platillo de su pequeño pero exclusivo restaurante NAOE, el cual cuenta con un menú a la carta compuesta únicamente con platos de autor (exclusivos del chef) y ocho categorías de sake puro japonés para acompañar cada sabor.

En NAOE se pueden degustar diferentes platillos con ingredientes de la más alta calidad, tan frescos que incluso en ocasiones siguen vivos. Muchos de estos productos provienen desde Japón, como los ya mencionados soya y sake, por ejemplo, y otros tantos que surgen de materias primas exclusivas y de muy altos precios en el mercado por la dificultad que implica su adquisición, como el pepino de mar.

Unas de estas exquisitas degustaciones se presentan en platillos exóticos que van desde entrañas de atún barrilete fermentadas por un periodo de seis meses en sake, mirin y miel, servidas con rodajas de pepino local; un sashimi de fukko curado y geoduck vivo (almeja gigante) en shiso con wasabi fresco rallado y salsa shoyu; o hasta un unagi nigirizushi (anguila de agua dulce), asada y cocida al vapor con sal del Himalaya, entre otras creaciones especializadas del chef Cory.

Al finalizar se ofrece un té yokan y macha acompañado de un bizcocho de miel orgánico y helado de shoyu creación única de la firma. El agua que se sirve es Veren, así como también he unagi, una que viene exclusivamente desde Shizuoka, Japón.

Cada creación culinaria es preparada especial y exclusivamente día con día a un costo de 200 dólares por persona más impuestos, más 20% de propina. El restaurante es exclusivamente para adultos o niños mayores de 12 años, con dos horarios de cena disponibles únicamente para ocho personas, una a las 6:00 pm y la siguiente a las 9:30 pm.

Por: Sofía Padilla

 

Pixel