Conoce los planes de Hilton para abrir un hotel en la Luna

agua en la Luna

Hilton fue el primer grupo hotelero de Estados Unidos, el primero en instalar televisores en sus habitaciones, el primero en servir una piña colada y pudo ser el primero en abrir un hotel en la Luna.

Sí, un par de años antes de que Neil Armstrong aterrizara en el satélite natural de la Tierra, la cadena de hoteles Hilton ya planeaba recibir a sus huéspedes en el espacio, de acuerdo con CNN.

Según la agencia de noticias, en 1967, Barron Hilton, entonces presidente de la cadena hotelera, apareció en una reunión de la Sociedad Astronáutica Estadounidense dedicada al turismo espacial exterior y dijo:

«Es difícil que pase un día sin que alguien me pregunte, en tono jovial, cuándo se va a inaugurar el Hilton Lunar. Están bromeando, por supuesto, pero yo no lo veo como una broma en absoluto».

«Creo firmemente que vamos a tener Hiltons en el espacio exterior, quizás incluso lo suficientemente pronto como para que yo oficie la inauguración formal del primero», aseguró el empresario, que no pudo cumplir ese sueño.

Cómo sería el hotel en la Luna de Hilton

El primer hotel en la Luna de Hilton iba a ser subterráneo para mantener una temperatura constante con mayor facilidad, con 3 niveles, 100 habitaciones y un salón de cócteles.

De acuerdo con lo reportado por Business Insider, el nivel inferior guardaría el equipo y la ingeniería, el intermedio tendría las 100 habitaciones para los huéspedes –muy parecidas a las de los Hilton normales–, y el superior sería un espacio público con un salón de cócteles.

NASA

Para preparar las bebidas los camareros solo tendrían que pulsar un botón y saldría una mezcla premedida y enfriada de alcohol etílico puro y agua destilada. En ella se añadiría una pastilla y estaría listo. Por su parte, la comida se haría en una «cocina de reactor nuclear, principalmente por máquinas».

Además el plan del hotel en la Luna de Hilton incluía una especie de laboratorio espacial de 14 niveles diseñados para albergar hasta 24 personas, pensado para hacer escalas en viajes cortos en el espacio.

Se dice que Hilton llegó a trabajar su proyecto con expertos de la industria de la aviación y la ingeniería y consiguió que los estudiantes de la Universidad de Cornell realizaran un estudio de viabilidad y prepararan bocetos al respecto. Pese a ello, hubo ciertos asuntos que no pudo resolver.

Aún así, el cineasta Stanley Kubrick llevó esta idea a la gran pantalla en la película 2001: Una odisea del espacio, cuando incluyó una escena en el salón de un hotel espacial Hilton.

Pixel