Mujeres que no necesitaron ayuda de nadie para hacerse millonarias

Compartir

Normalmente las listas de las personas más ricas del mundo está cargada de testosterona y de herencias. En esta ocasión, en Robb Report México quisimos ir un paso más allá y hemos elegido a varias de las mujeres que no solo se hicieron a sí mismas ellas solitas, sino que también se volvieron millonarias.

Relacionadas: Cinco fragancias que conmemoran la esencia histórica de la mujer

Estée Lauder

estee lauder - Mujeres que no necesitaron ayuda de nadie para hacerse millonarias

No podíamos empezar este listado con otra mujer que no fuera Estée Laude. Su nombre es sinónimo de emporio de la belleza. Ella solita fue la fundadora de la compañía de cosméticos líder en el mundo, e incluso fue la primera mujer en aparecer en la revista Time como una de los 20 genios más influyentes.

Su carrera inició desde muy joven gracias a que tenía un tío químico obsesionado en crear cremas y lociones. Ella las vendía en su escuela con bastante éxito. Se hizo mayor y se mudó a Nueva York, pero siguió en contacto con su tío.

Para triunfar sabía que debía llegar hasta las clases más altas de la Gran Manzana, por lo que empezó a aparentar ser una de ellos a pesar de que venía de una familia de clase obrera. En un abrir y cerrar de ojos Laude se hizo un hueco entre la jet set y el negocio de las cremas empezó a prosperar de manera vertiginosa. El resto, es historia.

Cher Wang

1366 2000 - Mujeres que no necesitaron ayuda de nadie para hacerse millonarias

Quizás no la conozcas, pero Cher Wang es la cofundadora y presidenta de HTC, la firma taiwanesa fabricante de teléfonos inteligentes. Su trabajo y dedicación la ha llevado a ser considerada como una de las mujeres más poderosas en el mundo de la tecnología.

Aunque su padre también fue un exitoso empresario, ella decidió dejar la empresa familiar y encaminarse por el mundo de la tecnología. Todo un acierto. Además, es una activa filántropa que busca dejar un poco mejor el mundo que se encontró.

Relacionadas: Multimillonarios en China prefieren a mujeres guardaespaldas

Oprah Winfrey

oprah variety power of women charity - Mujeres que no necesitaron ayuda de nadie para hacerse millonarias

La reina indiscutible de la televisión norteamericana (no por nada estuvo 25 años al aire) es sin lugar a dudas Oprah Winfrey.

La presentadora no tuvo una infancia idílica, con 13 años se escapó de su casa cansada de subir incesantes abusos por parte de su madre. Seis años más tarde iniciaba en el mundo de la comunicación gracias a dar muy bien en cámara y a tener una naturalidad que muy poca gente logra.

No pasaría mucho en que diversas cadenas de televisión se dieran cuenta de su maestría en hacer entrevistas tanto a desconocidos como a personajes muy famosos y fue ahí que nació una leyenda.

J.K. Rowling

ce08a5c2 jk rowling portrait 1024x683 - Mujeres que no necesitaron ayuda de nadie para hacerse millonarias

Una de las mujeres más ricas de todo Reino Unido también tiene una historia que se cuenta sola. El amor quiso que se enamorase de un periodista portugués por el que dejó todo y se mudó a Lisboa.

Desafortunadamente, poco tiempo después de convertirse en mamá, se divorció y regresó a su ciudad natal con su pequeña, pero con un futuro incierto ya que ni siquiera tenía trabajo.

Con este panorama tan negativo, Rowling se esforzó por terminar de escribir una historia para niños que ya llevaba varios años cocinándose, pero parecía no terminar de cuajar, esa historia era la del joven mago Harry Potter, y aunque en un principio no fue bien recibida por las editoriales inglesas, hoy Harry Potter es una de las sagas más exitosas del mundo editorial.