¿Cómo es un día en la vida de la reina Elizabeth II?

Compartir

¿Alguna vez te has preguntado cómo es la vida de la reina de Inglaterra? Contrario a lo que muchos piensan, la monarca tiene un día repleto de ocupaciones, ninguno es igual al anterior, pero eso sí, es una mujer de costumbres arraigadas a las que se mantiene fiel desde hace muchos años.

En su cumpleaños, nos dimos a la tarea de investigar cómo pasa sus días la royal más icónica de los Windsor.

Al despertar

Las mañanas de Elizabeth segunda comienzan con lectura de periódico y posteriormente de cartas del público, personalidades importantes del mundo del arte o la ciencia. Mientras lee, la reina bebé una taza de su té favorito, Smoky Earl Grey, mismo que fue enviado a hacer especialmente para la realeza británica.

Después vienen las reuniones públicas o privadas. Escuelas, museos, iglesias u organizaciones de beneficencia son algunos de los lugares más frecuentados por la soberana británica. Por otro lado, puede recibir visitas de embajadores, consulados, altos comisionados extranjeros o miembros de las fuerzas armadas, se dice que sus citas son continuas y pueden durar entre 10 y 20 minutos.

El resto del día

A la hora de la comida, Su Majestad puede degustar sus alimentos en privado con el príncipe Felipe, o bien, hacerlo con algún mandatario o figura extranjera. ¿Qué es lo que come? Su dieta es estricta y está planeada por el chef Darren McGrady.

Su plato fuerte incluye filete de ternera o venado, faisán o salmón, siempre lo acompaña con verduras frescas que provienen de las granjas de Sandringham y Balmoral. En cuanto a sus bebidas, la reina no visita con frecuencia la colección de 18 mil botellas escondida en el Castillo de Windsor, de cuando en cuando puede tomar un cóctel, su favorito es uno a base de gin y Dubonnet con limón y hielos.

La royal tiene poco tiempo libre, pero cuando los tiene aprovecha para dar una caminata en los amplios espacios que ofrece la residencia Windsor. La edificación medieval cuenta con cientos de kilómetros de áreas verdes y más de 200 canchas de tennis. A veces incluso monta a caballo.

Y por las noches…

Durante las noches la reina puede llegar a asistir a eventos relacionados con el arte como funciones de cine y obras de teatro. Al finalizar el día, en la comodidad de su habitación, recurre a su rutina de belleza con productos Clarins y antes de dormir, bebe una copa de champagne, quizá el favorito de la realeza, Joseph Perrier.