Los nuevos bolígrafos de Bentley y Graf von Faber-Castell rinden homenaje a una épica carrera

Bentley

Una carrera legendaria y uno de los personajes más importantes en el mundo de Bentley han inspirado esta colección de bolígrafos de lujo de Graf von Faber-Castell; ¿conoces la historia detrás?

Es un hecho que las grandes historias tienen que ser inmortalizadas para que jamás puedan ser olvidadas, y este ha sido el caso de Bentley, que se ha unido a Graf von Faber-Castell para revivir la legendaria historia de la “Blue Train Race”, en la que uno de los Bentley Boys originales, Woolf Barnato, hizo una apuesta muy ambiciosa, que por cierto, logró ganar. 

Blue Train Race: un Bentley, un tren y una apuesta muy particular

Sería durante la década de los años 20’s y 30’s cuando un piloto -el inglés Woolf Barnato-, causó sensación en las pistas de carreras del viejo continente, llevándolo a ostentar el titulo de Bentley Boy, y convirtiéndose en el director general de Bentley Motors por un periodo de cinco años. 

Pero si hay algo por lo que se recuerda con gran asombro a Barnato, es por la Blue Train Race, una inusual apuesta en la que el piloto prometía llegar a Londres desde Cannes a bordo de su Bentley Speed Six, ¡antes que el tren Train Bleu

Bentley

Por increíble y arriesgado que parezca, Woolf Barnato logró ganar la apuesta, dejando al tren varios minutos detrás de él, convirtiendo esta historia en un clásico, que hoy después de 90 años ha sido inmortalizada en una serie de instrumentos de escritura y de edición limitada, elaborados por Graf von Faber-Castell.

Un clásico inmortalizado 1930 veces

Bentley

Con tan solo 1,930 piezas disponibles, las Bentley Limited Edition Barnato constan de un bolígrafo, un bolígrafo Rollerball con punta de precisión y una pluma estilográfica con un plumón de acero inoxidable; cada una de ellas están fabricadas en un cuerpo de metal lacado con un característico color verde -considerado como el tono insignia del piloto-, y que posee además, el patrón de diamantes característico creado por Bentley.

Las partes frontales y finales de estos instrumentos de escritura tienen detalles cromados, pero siempre conservando el mismo color verde del resto del cuerpo. Por último, el capuchón tiene el clásico Bentley B, y el broche de oro, sin duda, es la firma manuscrita original de Woolf Barnato que sobresale en la parte superior, convirtiendo esta colección en un imperdible para los amantes de los objetos coleccionables así de especiales. 

Si estás listo para escribir historias igual de épicas que la del Blue Train Race, ¿qué esperas para regalarte una de estas bellezas cortesía de Bentley y Graf von Faber-Castell? Da click aquí

Pixel