Conoce The Last Drop, una ‌mezcla‌ ‌whiskies‌ ‌de‌ ‌todos‌ ‌los‌ ‌rincones‌ ‌de Escocia

Ya no será necesario recorrer todos los pubs de Escocia para probar una buena copa de escocés, The Last Drop acaba de lanzar su primera mezcla bastante exclusiva que reúne en una sola botella una selección de whisky añejo extraordinario procedente de todos los rincones del país.

Colin JP Scott, mezclador de Last Drop, comenzó profundizando en el inventario de Last Drop para ver si podía encontrar oro líquido. Y así lo hizo mezclando whiskies de malta y grano, los cuales han envejecido durante al menos 50 años en barricas de bourbon y jerez de toda Escocia.

Durante muchos años, las mejores destilerías de malta y granos de Escocia han destilado licores únicos, sin embargo, para Scott es la segunda mezcla de 50 años.

Fotos: The Last Drop

El creador de esta bebida única no compartirá la procedencia de cada escocés, pues tiene la creencia –y estamos de acuerdo- en que el sabor final es lo que define una mezcla, no los whiskies que eligió. Lo único que sí ha mencionado es que en su camino hizo descubrimientos sorprendentes. Un ejemplo es que desenterró un whisky ahumado sumamente antiguo que se creía que era de Islay, pero se descubrió que era de Speyside.

The Last Drop dice que la mezcla de 96 grados tiene una suntuosidad que solo viene con esta maduración, el whisky es rico y lujoso, pero conserva un equilibrio y frescura que contradice su edad. Su perfil de sabor presenta notas de frutos secos y notas florales perfumadas realzadas con especias dulces y toffe cremoso.

Fotos: The Last Drop

Otras mezcla como esta están en proceso y el objetivo es producir una serie de embotellados de edición limitada de whiskies añejos raros.

Esta rareza está limitada a 500 botellas con un precio de 4,250 dólares cada una, el whisky escocés mezclado exclusivo de 50 años estará disponible a partir de este mes.

Pixel Pixel