Probamos Penfolds Grange, el vino más venerado de Australia y uno de los más caros del mundo

Aunque hay muchas guías que nos ayudan a categorizarlos y calificarlos, lo cierto es que, en el mundo del vino, todo depende del gusto del consumidor, no hay nada completamente bueno ni malo. Pero cuando a lo largo de los años una etiqueta como Penfolds Grange se mantiene consistentemente rankeada entre las más prestigiadas y valiosas del mundo, difícilmente puedes esperar lo mejor y no encontrarlo en cada trago.

Recientemente fuimos invitados a una cata y cena maridaje de esta marca de vinos australianos y sí, nuestras altas expectativas fueron completamente cubiertas, incluso superadas si añadimos la apasionante historia de esta bodega y particularmente de su vino estrella.

Penfolds, el vino más representativo de Australia

Hoy Penfolds está en el top ten de las marcas de vino más admiradas del mundo, según la lista anual de la prestigiosa revista Drinks International, y particularmente su exclusiva etiqueta, Penfolds Grange, se ha posicionado como una de las más caras y exclusivas a nivel global, pero no siempre fue así.

De hecho, en su momento, este vino fue duramente criticado y rechazado, pero ha sido el paso de los años el que le ha ayudado a alcanzar no sólo sus propiedades, sino también su fama y éxito.

Penfolds Grange
Fotos: Penfolds

La leyenda de Penfolds Grange es una de invención, pasión, riesgo y determinación. Su creación representa una destilación de la ambición del histórico enólogo Max Schubert por el vino australiano.

Este personaje, que entro como mensajero de la firma en 1931, en 1948, a la edad de 33 años, se convirtió en su primer Enólogo Jefe.

En la última parte de 1950, fue enviado a Europa para investigar las prácticas de vinificación en España y Portugal y en un viaje adicional a Burdeos, se sintió inspirado e impresionado por los vinos estilo bodega franceses y soñó con hacer “algo diferente y duradero” en Australia.

Penfolds Grange

De vuelta allí, en Adelaida, a tiempo para la cosecha de 1951, Max Schubert se dedicó a buscar la “materia prima” adecuada y encontró en la Shiraz su uva preferida.

Combinando técnicas australianas tradicionales, inspiración de Europa y prácticas de vinificación de precisión desarrolladas en Penfolds, hizo su primer vino experimental en 1951.

Unos años más tarde mostró los resultados, el primer Grange, que fue rechazado universalmente, cosa que, lejos de desalentarlo, lo hizo seguir de manera más persistente. Elaboró algunas añadas Grange en secreto (’57, ’58 y ’59) y las escondió en las profundidades de las bodegas.

Finalmente, la junta directiva de Penfolds ordenó reiniciar la producción del vino, justo a tiempo para la cosecha de 1960. A partir de entonces, Grange recibió reconocimientos y premios internacionales, incluida la cosecha de Grange de 1990, que fue nombrada Vino Tinto del Año por Wine Spectator en 1995.

Penfolds Grange

La reputación de Grange como uno de los vinos más célebres del mundo sigue creciendo en la actualidad, a pesar de no ser un vino de producción verdaderamente masiva. En su 50 aniversario en 2001, fue catalogado como un ícono del patrimonio de Australia del Sur, mientras que la cosecha Grange 2008 logró una puntuación perfecta de 100 puntos por dos de las revistas de vinos más influyentes del mundo: Wine Spectator y Wine Advocate.

Asimismo, en 2012, Penfolds lanzó al mercado una edición limitada de Grange que se convirtió en el vino más caro vendido directamente de una bodega, alcanzando un valor de 3.5 millones de pesos.

En fin, que récords y reconocimientos no le faltan a este vino, al que le sumamos humildemente nuestro respaldo como una joya que todos debiésemos probar.

Penfolds Grange

Con un volumen de alcohol del 15%, Penfolds Grange es un vino que no deja indiferente a nadie, robusto y equilibrado en boca, con buena concentración, refinado y con un final largo; mientras que en nariz se presenta con aromas de moras, cassis, ciruelas, especias, chocolate y tostados de la barrica. De color púrpura intenso, es ideal para maridar con carnes a la parrilla, platillos condimentados y jamón ibérico, aunque quizá se le hace más justicia probándolo solo.

Nosotros probamos Penfolds Grange por invitación de Everest Wines & Spirits distribuidor y desarrollador de etiquetas de vinos tranquilos y espumosos, que cuenta con más de 850 etiquetas de todas partes del mundo.

De este modo se ha convertido en una referencia en la industria de vino en México como uno de los principales distribuidores especializados, con marcas que tienen presencia en los principales mayoristas, autoservicios, tiendas departamentales y centros de consumo.

Pixel